Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Biopic’ Category

Red Social

Red Social es una de las películas nominadas al Globo de Oro

Rumbo al Oscar

David Fincher tiene el toque de Midas. Prácticamente todo lo que ha hecho en el cine puede calificarse de bueno. Después de Alien 3, vino la magistral Se7en, El Juego, El Club de la Pelea, La Habitación del Pánico, la criticada injustamente Zodiaco y la premiada El Curioso Caso de Benjamin Button.

El director estadounidense de apenas 48 años de edad había centrado su carrera en el género suspenso, jugando magistralmente con la psiquis de sus espectadores, llevándolos a situaciones incómodas y extremas sin abusar de lo gore o lo explícito no justificado.

Con El Curioso Caso de Benjamin Button, se mete en los derroteros del fantasy y salió airoso con su primera y tardía nominación al Oscar. Reconocimiento que tenía que haberle llegado con Se7en o posteriormente con El Club de la Pelea.

Fincher ahora experimenta con una especie de biopic y el resultado es sorprendente. Y no cualquier biopic, sino uno de la historia muy reciente: el de Mark Zuckerberg, estudiante de Harvard que en el año 2003 tuvo la idea de crear Facebook.

Lejos de aburrir – que pudiera ser un prejuicio llevado a la butaca por la naturaleza del género y el argumento- Red Social atrapa desde el primer minuto; y lo hace desde la simplicidad de su historia y propuesta visual, y gracias a diálogos inteligentes y la actuación fascinante de su protagonista.

El guión fue escrito por Aaron Sorkin, creador de la serie de televisión El Ala Oeste de la Casa Blanca, a partir del libro Multimillonarios por Accidente, de Ben Mezrich; y producido por la compañía del también actor Kevin Spacey.

Con Red Social, David Fincher se convierte, como lo dijera Justin Chang, crítico del semanario Variety, en “un imborrable cronista de nuestros tiempos”. Quizá de allí la fascinación que genera la cinta al meterse en un fenómeno que ya forma parte importante de la vida de muchos.

Red Social también hace una interesante reflexión acerca de la necesidad del ser humano de comunicar hasta los detalles más mínimos de su vida, de ver y dejarse de ver y de las nuevas formas de relacionamiento que se establecen a partir de la creación de la Red, la cual, por cierto, se reivindica ante los espectadores que llegaron a cuestionarla y detractara.

Actuaciones de impacto

Eisenberg actuó en Zombieland

Paradójicamente, Mark Zuckerberg, el genio creador de Facebook es un joven con serios problemas de socialización; y por su genial idea es capaz de pasar por encima hasta de sus mejores amigos.

Es, sin duda, un personaje fascinante, de esos que hacen ganar Oscar a quienes los interpretan. Jesse Eisenberg, el chico miedoso y metódico de Zombieland, le ganó el papel a Shia LaBeouf (Wall Street 2) y Michael Cera (Juno).

Y al mirar su elocuente actuación, que lo perfila, desde ya, como un candidato a los Oscar, es difícil imaginarse a otro actor interpretando al inteligente, retraído y mordaz genio, uno de los millonarios más jóvenes del mundo.

Lo acompañan Andrew Garfield, el chico enamorado y valiente de El Imaginario Mundo del Dr. Parnassus como el socio capitalista de Zuckerberg y co-creador de la Red, Eduardo Saverin.

Y también, Justin Timberlake, como el polémico Sean Parker, creador de Napster y cuyas ambiciosas manos se hacen con un pequeño porcentaje de la codiciada red Facebook. Hasta ahora, las participaciones más importantes del cantante en el cine habían sido en películas animadas como Shrek Tercero y El Oso Yogi. Sorprende con su interpretación y su personaje le imprime mucho dinamismo a la cinta.

Los especialistas en la materia, aseguran que Red Social estará entre las cinco o más películas nominadas al Oscar. A su protagonista también le auguran un puesto entre los privilegiados; y sería una injusticia que se le siga negando a Fincher la preciada estatuilla dorada.

Anuncios

Read Full Post »

127 Horas

James Franco fue nominado al Oscar

¿Qué harías para sobrevivir?

En abril de 2003, Aron Ralston, entonces de 27 años, salió a hacer senderismo de fin de semana entre la dramática belleza natural del Parque Nacional Canyonlands en Utah. Cometió un error terrible que le costaría mucho: no le dijo a absolutamente nadie a dónde iba.

Estaba escalando el Cañón Blue John cuando se resbaló y al hacerlo, aflojó una gran roca, que atrapó su brazo derecho completamente contra la ladera de arenisca del acantilado. Ralston estaba atrapado y sabía que nadie llegaría a rescatarlo.

Durante los siguientes cinco días de intentar todas las formas concebibles de liberarse, Ralston se convenció de que moriría en ese solitario cañón si no tomaba una decisión drástica. La gran pregunta con la que 127 Horas confronta a los espectadores es: ¿hasta dónde llegarías para sobrevivir?

Esta simplísima historia de supervivencia y amor a la vida, basada en hechos reales es narrada en 127 Horas, el último trabajo de Danny Boyle, ganador del Oscar en 2009 por Slumdog Millionaire, y realizador de la famosa Trainspoitting (1996).

Es difícil imaginarse que una cinta sobre un hombre atrapado por una piedra en un acantilado pueda ser interesante. Pero 127 Horas resulta serlo y mucho. Y no solo porque el mensaje de supervivencia basado en hechos reales es muy emotivo y motivador, sino porque Boyle, quien también es escritor del guión, ha logrado “empaquetarlo” de forma muy original y con un ritmo acelerado, al que le ayuda la música.

Usando recursos como la división de pantalla, los flashback y la música como un protagonista más, logra mantener la atención del espectador, y más allá involucrarlo con el drama del protagonista, convirtiéndolo en un observador impotente de la situación.

Mucho se le ha criticado al realizador la crudeza de la escena de la mutilación; lo cual es una verdadera tontería considerando el éxito del terror gore y su máximo representante en los últimos años, Saw.

Es valioso el clima previo que logra el director, el cual conduce al espectador casi a aupar al protagonista a finalmente tomar la decisión, con tal de verlo salir vivo de semejante trance.

Solo con su roca

La elección de James Franco (Spiderman) para el papel del senderista Aron Ralston, es sumamente acertada. Franco está solo con una piedra, una cámara y unos pocos mililitros de agua. Todo un reto actoral del que sale muy bien parado.

Franco es un 70% de la película, transmite con realismo la determinación de seguir vivo que tiene el protagonista, sus demonios, la importancia de sus afectos, el humor y el deterioro que sufre a medida que pasan las horas.

Lo ayudo mucho, sin duda, el haber conocido a Ralston y el tener acceso a las cintas de video que el senderista grabó durante su penosa estadía en el acantilado. Reconoció que es un material determinante en la construcción de su trabajo.

Seguramente la cinta no se lleve el Oscar, pero pasará a la historia como una de esas películas que con economía de recursos y una interpretación de altura, logró lo que muchas con exceso de efectos, elencos numerosos y giros rebuscados jamás pudieron alcanzar.

Read Full Post »